Kantar, matriz mundial de investigación de WPP y a la que pertenece Kantar Media, lleva a cabo distintas actividades solidarias de manera sincronizada en todas las oficinas del Mundo. La iniciativa "Brighter Futures" trata de colaborar con los proyectos de ayuda a la infancia que UNICEF tiene en marcha en Bangladesh, Bolivia y Malaui.

EN BANGLADESH

Recaudamos dinero, y ayudamos a un 13% de los niños de edades entre 5 y 14 años, que se ven forzados a trabajar a menudo en tareas peligrosas, para ayudar a sus familias.

  • En Bangladesh, en un contexto de superpoblación, pobreza crónica, malnutrición, degradación medioambiental, y urbanización precipitada, alrededor del 84% de la población total vive con menos de 2 dólares al día. Esto significa que alrededor del 13% de los niños de entre 5 y 14 años se ven forzados a trabajar, a menudo en tareas peligrosas, para ayudar a sus familias. Los niños trabajan como recogedores de basuras, picadores de ladrillos o en puestos de té. Otros desempeñan actividades muy repetitivas de manufactura, como la elaboración o el tejido de zapatos, trabajando regularmente 10 horas al día en lugares muy mal iluminados e inapropiados.
  • La idea de que no es correcto emplear a niños y negarles el acceso a la escuela está poco a poco ganando aceptación en Bangladesh. Padres de hijos trabajadores, la mayoría sin educación, le dan muy poco valor a la educación. Es por esta razón, que los índices de ingreso en la escuela en suburbios urbanos son mucho más bajos que las medias nacionales.

EN BOLIVIA

Enviamos dinero para proteger a los jóvenes contra la explotación y la discriminación a través de la concienciación permanente sobre los derechos de los niños.

  • En Bolivia, el 35% de la población vive con menos de 1 dólar por persona al día y el 67% con menos de dos dólares por persona al día. Esto afecta a la calidad de vida de una mayoría de sus habitantes y limita el ejercicio de los derechos humanos. En concreto, el tema de la violencia contra los niños y los adolescentes es un fenómeno de considerable magnitud. Según una serie de informes realizados recientemente, 2,2 millones de niños y adolescentes en Bolivia son víctimas de la violencia.
  • El gran desafío de la protección infantil es proporcionar asistencia a niños en zonas urbanas afectadas por problemas como la violencia juvenil, enfrentamientos entre bandas callejeras, abandono y trabajo infantil. Los procesos de denuncia que implican investigaciones preliminares, exámenes forenses e intervenciones judiciales, no son respetuosas con los niños, y provocan sistemáticamente la re-victimización de niños y adolescentes víctimas o testigos del crimen.

EN MALAUI

Recaudamos dinero y ayudamos a unos 600.000 niños de menos de 15 años que han perdido uno o sus dos padres víctimas del virus del VIH.

  • Malaui ocupa el lugar decimotercero entre los países más pobres del mundo. Aproximadamente 3 de cada 5 personas luchan para vivir con menos de un dólar al día. Se estima que más del 80% de los malauíes viven en zonas rurales y se dedican a la agricultura de subsistencia – esta dependencia de la agricultura expone a una gran parte de la población a los riesgos de las crisis alimentarias. La falta de comida ha empeorado los niveles de malnutrición y el riesgo de enfermedades como el cólera y el sida.
  • Hoy día en Malawi, más de 600.000 niños menores de 15 años han perdido a sus dos padres o a uno, víctimas del virus del sida – esto es, uno de cada diez niños. Cientos de miles de niños están hoy perdiendo su infancia, sin sus madres, sin sus padres, sin sus profesores y médicos. Esto les lleva a sufrir grandes pérdidas emocionales.
  • Cada vez más niños regentan sus casas y tienen que cuidar de sus hermanos pequeños. Tienen que cocinar, lavar la ropa y responsabilizarse de todas las tareas domésticas. Muchos de estos niños se ven obligados a pedir o trabajar para ganar dinero y apoyar a sus familias. Por ello, muchos acaban abandonando la escuela..